llamanos

¿Fauna salvaje en dificultades o muerta?
¿Incendios forestales?
¿Infracciones contra la seguridad ambiental, caza, pesca, vertidos?
¡¡LLÁMANOS!!
112 SOS ARAGÓN

¿Cualquier tema relacionado con el medio ambiente?
Pregunta por nosotros:
Centralita Gobierno de Aragón 976714000
OFICINAS COMARCALES DEPARTAMENTO DR Y SOSTENIBILIDAD


AGENTES FORESTALES

La AAPNA es la asociación profesional de los AGENTES FORESTALES del Gobierno de Aragón

LEY 10/2006, de 28 de abril, por la que se modifica la Ley 43/2003, de 21 de noviembre, de Montes.

q) AGENTE FORESTAL: Funcionario que ostenta la condición de Agente de la autoridad perteneciente a las Administraciones Públicas que, de acuerdo con su propia normativa y con independencia de la denominación corporativa específica, tiene encomendadas, entre otras funciones, las de policía y custodia de los bienes jurídicos de naturaleza forestal y la de policía judicial en sentido genérico tal como establece el apartado 6º del artículo 283 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal

La AAPNA forma parte de la Asociación Española de Agentes Forestales y Medio Ambientales AEAFMA y de la International Ranger Federation IRF

ÍNDICE DE PÁGINAS DEL BLOG

jueves, 8 de diciembre de 2011

Tres agentes de protección de la naturaleza del Gobierno de Aragón, nombrados asesores del Ministerio de Medio Ambiente
















Participarán en el diseño y ampliación de las estrategias nacionales de conservación de las especies amenazadas

Tres Agentes de Protección de la Naturaleza del Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente Gobierno de Aragón han pasado a formar parte del grupo de asesores de Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino para participar en el diseño y ampliación de las estrategias nacionales de conservación de las especies amenazadas españolas, cuyas competencias y decisiones se toman finalmente desde las distintas comunidades autónomas.

Tres agentes de protección de la naturaleza del Gobierno de Aragón, nombrados asesores del Ministerio de Medio Ambiente


Así queda recogido en una resolución de la Dirección General de medio Natural y Política Forestal del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino por la que se designan a 13 agentes como asesores del Ministerio para desarrollar las estrategias de conservación de especies amenazadas como el oso, el urogallo o el águila imperial.

Ignacio Marín, José Antonio González y Vicente Hernández son funcionarios del Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente 
del Gobierno de Aragón y, además, forman parte de un colectivo de 13 guardas pertenecientes a la Asociación Española de Agentes Forestales y Medioambientales que han sido elegidos en todo el Estado para desarrollar esta función  y se incorporarán, en concreto, a los grupos de trabajo de conservación del quebrantahuesos, del oso pardo y de la margaritona con funciones concretas de asesoramiento técnico. Se trata, en todos los casos, de especies con una importante presencia en el territorio de la Comunidad Autónoma de Aragón.

Este comité especializado, dependiente de la Comisión Estatal para el Patrimonio Natural y la Biodiversidad, dispone de distintos consultores técnicos o miembros pertenecientes a distintas asociaciones u organizaciones ecologistas, que aportan sus opiniones en las materias o estrategias correspondientes, y sus funciones son las de informar, analizar y realizar propuestas al Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino con especies en peligro como el lince ibérico, el águila imperial, el oso pardo o el quebrantahuesos.

En relación con directrices para la homologación de métodos  de captura de especies cinegéticas y de acreditación de usuarios también asesorarán sobre la delimitación de las áreas de distribución del oso pardo, lince ibérico, lobo ibérico y visón europeo.
 

lunes, 5 de diciembre de 2011

La cabra montés, especie en expansión, también se censa

http://aragonhoy.aragon.es/

http://www.adn.es/


Agentes de Protección de la Naturaleza contabilizan y realizan en noviembre y diciembre un seguimiento de sus poblaciones para un mejor conocimiento y control de la especie.




La cabra montés, especie en expansión, también se censa
Agentes de Protección de la Naturaleza del Gobierno de Aragón, dependientes del Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, han iniciado uno de los cuatro censos simultáneos que anualmente se efectúan para conocer con más exactitud la distribución y el número poblacional de cabra montés, especie salvaje que en los últimos años se está expandiendo por nuevos territorios desde la Reserva de Caza de los Puertos de Beceite y pasa a ocupar áreas naturales agrestes de sierras, peñascos y roquedos de la mitad sur de Aragón. 


“Es uno de los momentos del año en que más visibles están estas cabras monteses… y cuando se dejan acercar más. Al estar en época de celo no están tan huidizas”, explica Tomás Albero, coordinador de los Agentes de Protección en el Área Medio Ambiental de Cariñena.

Tomás Albero y cinco agentes de protección de la naturaleza más de su zona, están en estos días realizando los censos simultáneos de cabras monteses para esta parte de la provincia de Zaragoza. 

Por las sierras del Sistema Ibérico y el valle del Huerva realizan desde el año 2006 varios transectos o recorridos lineales, se asoman a los puntales o salientes del terreno y así, con ayuda de prismáticos, catalejos y un coche de apoyo van contabilizando los ejemplares observados. En fichas de campo se anota su localización, el sexo, la edad de los ejemplares –determinada en función de la cornamenta- y otros datos de interés para conocer mejor a la especie, su distribución y poblaciones.

“En esta zona del Campo de Cariñena los primeros ejemplares se empezaron a observar en el año 2001. Hoy podemos ver grupos numerosos, de hasta 47 ejemplares”, comenta Tomás Albero.

Posteriormente los censos realizados permiten conocer mejor estas poblaciones en expansión y también realizar un control poblacional de la especie ante posibles daños a los cultivos leñosos, viñedos y campos de almendros. Este año, por ejemplo, se han dado permisos de caza y precintos a los cotos, de dos machos y dos hembras, como una actividad cinegética excepcional para esta comarca de la provincia de Zaragoza donde hasta ahora no se permitía la captura esta especie cinegética.

Entre noviembre y diciembre comienza, por otra parte, la época de celo de la cabra montés. Los machos de gran cornamenta se reúnen en grupos familiares, acompañados de las hembras y de otros machos con los que se pelean y disputan la supremacía del harén, en una contienda espectacular.

La cabra montés, especie en expansión, también se censa

Expansión en la provincia de Teruel

La poblaciones de la cabra montes en la provincia de Teruel están experimentando una evolución creciente y se estima una población total cercana a los 12.000 ejemplares.

Esta reaparición de la especie por gran parte de la provincia turolense tuvo su origen en los años 80, en la zona noreste de la provincia, concretamente en la zona de la Reserva de Caza de los Puertos de Tortosa y Beceite. Por eso desde el año 1993 el Servicio Provincial de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente del Gobierno de Aragón, para estudiar esta evolución poblacional, ha ido realizando distintos censos anuales mediante el método de conteo directo y total, abracando áreas de censo de unas 300 hectáreas aproximadamente.

Si en los primeros censos para la cabra montés en la provincia de Teruel del año 1993 había unas 50 zonas de censo, en la actualidad esta cifra ha aumentado a más de 400 zonas, lo cual da idea de la magnitud de la expansión territorial y poblacional de la especie por otros áreas naturales y comarcas. Además de la tradicional comarca del Matarraña, también está presente ahora en el Bajo Aragón, Maestragzo, Cuencas Mineras-Calamacha, Gúdar-Javalamabre y Teruel. También en el área de Albarracín también se está detectando la presencia de algunos ejemplares.

Fue a partir del año 1995 cuando se comenzó a detectar la aparición de la cabra montés en el área del Maestrazgo y el Guadalope, donde se ha producido una de las expansiones y colonizaciones más notables, pasando de un censo de 352 ejemplares en el año 1995, a 3.280 ejemplares en el 2010. 

En el sector del Matarraña la evolución es muy similar a la del conjunto de la Reserva de los Puertos de Tortosa y Becesite, con un ligero descenso  en los últimos años y una población cercana a los 1.000 ejemplares. En la zona de Calanda, evidenciada desde el año 2000, hay censados unos 400 ejemplares. En las Cuencas Mineras-Calamocha ha habido fuertes incrementos en pocos años, con un extraño descenso machos de menos de 10 años en los últimos tres años, y con una población que ronda las 1.200 cabras monteses.